El fotógrafo que dejó su labor para salvar a niños tras un atentado suicida en Siria

  • Al menos 126 personas murieron, entre ellos 60 niños
  • Habak fue víctima de la bomba y perdió el conocimiento
  • Dejó de fotografiar y se dispuso a colaborar en las tareas de rescate

Abd Alkader Habak, de 24 años, es fotógrafo y está en uno de los países más golpeados por la guerra: Siria. Trabajar allí lo expone a diario a situaciones muy duras. La última fue quizá la peor de todas y tuvo lugar el pasado 15 de abril.

Habak fue testigo (y víctima) de un atentado suicida contra un convoy de autobuses en Alepo que acabó con la vida de 126 personas, entre ellas más de 60 niños, cifra que lo convierte en el peor ataque de este tipo ocurrido en Siria en casi un año.

“Estaba a pocos metros del vehículo que explotó”, explicó Habak a la CNN. “Mi cámara cayó al suelo mientras yo salía despedido por los aires”, añadió. Habak perdió la conciencia durante unos segundos y cuando la recuperó decidió actuar como un héroe, lo que le ha hecho conocido en todo el mundo.

“Busqué mi cámara. La encontré junto a un niño tendido en el suelo”, recuerda. “Sangraba. Corrí a por él. Vi que movía la mano. Respiraba, así que lo recogí y empecé a correr hacia la ambulancia. No sé qué pasó con el niño. Lo trasladaron a un hospital en zona opositora”.

No hubo tanta suerte con otro de los niños que tenía cerca, que ya estaba muerto. Fue en ese momento cuando un compañero de profesión sacó una instantánea que ha dado la vuelta al mundo. En la fotografía aparece él de rodillas, llorando totalmente desconsolado.

La explosión impactó contra varios autobuses que transportaban a residentes chiíes que intentaban pasar de territorio rebelde al controlado por el gobierno, en el marco de un acuerdo de evacuación entre los bandos en conflicto.

Los muertos eran en su mayoría residentes de las aldeas de al-Foua y Kefraya, en la provincia de Idlib, pero entre ellos también había combatientes rebeldes que protegían el convoy. No hubo reivindicación inmediata del atentado, que según medios próximos a Damasco fue perpetrado por un atacante suicida con un vehículo.

Comentar